Presentación bicicletas Kymco

Bicicletas Kymco: Movilidad urbana y ecológica

Jordi Hernández Farguell

8 votos

Con 24 años de experiencia a sus espaldas, en los que ha llegado a posicionarse como uno de los principales fabricantes de motocicletas y scooters de nuestro país, Kymco España ha demostrado ser una de las marcas que mejor se adaptan a las fluctuaciones y cambios del mercado. Siempre con la vista puesta en el futuro, la firma taiwanesa se adentra en una nueva etapa como fabricante de vehículos eléctricos, de los cuales, hoy nos presenta sus tres primeras bicicletas de pedaleo asistido.ver galeríaPresentación bicicletas KymcoKymco Q Lite

Kymco ha decidido ampliar su actividad hacia nuevos nichos de mercados, dispuestos a ofrecer una movilidad urbana aún más eficiente a sus clientes. Para ello, ha variado su organización interna dando lugar a dos departamentos con gestiones completamente independientes. El primero se llama Dirección General de Motocicletas, donde se enmarcan los productos y servicios del negocio tradicional de la compañía y, el segundo, Dirección General de e-Movilidad, donde se aglutinan todas las propuestas y desarrollos de movilidad urbana más sostenibles y eficientes.

Con esta propuesta Kymco España responde a la creciente demanda de los usuarios de nuevas formas de movilidad urbana más eficientes y respetuosas con el medio ambiente, pero también tiene la firme convicción de que el futuro de la movilidad urbana pasa por modelos eléctricos. En un primer momento, la nueva aventura de la e-Movilidad se centrará en el lanzamiento de bicicletas eléctricas de pedaleo asistido, dejando para una segunda fase, allá por el 2020, el lanzamiento de los primeros scooters eléctricos.

El momento es clave para realizar una clara apuesta por el uso de la bicicleta en ciudad, estamos en una situación con continuos debates sobre la sostenibilidad y la humanización de los núcleos urbanos, la adaptación de las ciudades a los nuevos requisitos medioambientales y el estudio de nuevas formas de ajustarse a la reducción de los niveles de contaminación que dicta la Unión Europea. Además, en muchos municipios y grandes núcleos urbanos se está llevando a cabo una reordenación urbanística sostenible en favor de la bicicleta, creando numerosos carriles bici, aplicando políticas que priorizan el uso de estas, a la par que aumenta el parque de bicicletas de alquiler para desplazamientos diarios.

La respuesta de Kymcover galeríaPresentación bicicletas KymcoKymco Q Lite

En esta tesitura, el Kymco España nos presenta su proyecto e-bikes, siendo la filial española del fabricante taiwanés la primera en comercializar a nivel mundial estas bicicletas con el nombre de Kymco y no el de Klever (es una filial 100% de Kymco), como sucede en el resto de países. Estas, han sido creadas para solucionar los problemas de movilidad que sufren a diario miles de usuarios residentes en los grandes núcleos urbanos. Son la respuesta de la firma asiática a las continuas demandas de un medio de transporte tan urbanita y eco-compatible como las bicicletas eléctricas.

Su diseño sigue las premisas de ofrecer un medio de transporte siempre pensado en la comodidad y seguridad del usuario. De ahí que cuente con soluciones tan funcionales como el diseño en forma de U del cuadro (hace más cómodas las frecuentes paradas por los semáforos) o la posición del manillar alto para que el conductor adopte una postura más erguida y ejerza un mejor control sobre la bicicleta.ver galeríaPresentación bicicletas KymcoKymco Q Lite

Kymco tiene libertad total a la hora de dar forma a sus bicicletas urbanas, de gama alta y con diseños reconocidos internacionalmente. Es una firma autosuficiente y con tecnología propia, ya que al contrario que la mayoría de marcas del sector, tiene su propio equipo de I+D+i, y, lo que es más importante, fabrica y desarrolla ella misma los componentes más importantes.

Esto lo consigue gracias al apoyo de su filial Klever Mobility, un potente aliado con presencia en más de 103 países y una experiencia de más de 50 años en el diseño y desarrollo de estructuras avanzadas, capaz de fabricar los elementos más vitales de una bicicleta eléctrica como son el cuadro, el motor, la batería o el controlador. Su sede está en Taiwán, donde tiene las divisiones de desarrollo y producción, pero también tiene presencia en países como Alemania y Holanda, donde se encuentran los departamentos de Venta y Marketing.

Diseño y equipamiento: las clavesver galeríaPresentación bicicletas KymcoKymco Q

Las nuevas de e-bikes de Kymco cumplen con un estándar de calidad muy alto, el hecho de estar fabricadas en Taiwán (en la factoría de Luzhu en Kaohsiung), y cumplir con certificados de calidad como el ISO 9001 o el EPAC (Electrically Power Assisted Cycles) que certifica que son bicicletas de pedaleo asistido totalmente válidas en la Unión Europea, les aporta un valor extra.

Igualmente, el vanguardista aspecto de las e-bike de Kymco, mérito de la renombrada diseñadora Adriana Monk (con varios de sus proyectos premiados como diseñadora de bicicletas Klever), les aporta un estilo elegante, de formas minimalistas pero robustas. Esta genial creativa ha sabido combinar el diseño de calidad con tecnología muy avanzada en puntos vitales como el cuadro; que ha demostrado una extraordinaria resistencia gracias a su eficiente estructura de aluminio de fundición a baja presión y soldadura robotizada.ver galeríaPresentación bicicletas KymcoKymco BEste cuadro fue diseñado en torno a su exclusivo motor (de solo 4 kg de peso) y su sistema de tracción trasera llamado Biactron, un conjunto potente, robusto, fiable y silencioso, con un índice de sonoridad por debajo de los 50 Db. Este compacto grupo propulsor, que desarrolla una potencia de 250 W/44v y un par máximo de entre 27 Nm y 38 Nm, está colocado directamente en el buje de la rueda trasera, esto hace que la potencia se transmita directamente al neumático, sin producir el desgaste extra en algunos componentes como la cadena, cambios y piñones. 

La temperatura de funcionamiento se mantiene controlada a través de sensores y, de forma muy astuta desde el punto de vista de la ingeniería, todos los elementos electrónicos críticos se han situado lejos de las zonas de concentración de calor para obtener una mayor fiabilidad y la durabilidad del sistema. 

Electrónica a la últimaver galeríaPresentación bicicletas KymcoKymco Q

Como era de esperar, las e-bikes Kymco reciben la energía de unas baterías de iones de litio de muy alta calidad que, cómo no, son de de fabricación propia (hace un par de años Kymco invirtió en una planta de ensamblaje de baterías con modelos que provienen de fabricantes como LG). Estas "pilas" de 360 Wh, son extraíbles y portátiles (las podemos llevar a casa para recargarlas ya que pesan solo 2,7 kg), integran un sistema de regeneración cuando se circula entre 35 km/h y 40 km/h y cuentan con cerradura antirrobo. 

Como es frecuente, la autonomía depende de factores como el peso del usuario, del nivel de asistencia que se utilice, el modo de uso, fuerza en el pedaleo y la climatología. Según Kymco, a modo orientativo, un usuario de unos 75 kg, en una conducción normal podría alcanzar unos 90 km de autonomía, aunque tampoco debemos preocuparnos en exceso, pues alcanzan su carga máxima en tan solo 4,1 horas.ver galeríaPresentación bicicletas KymcoKymco B

Respecto a su durabilidad, hemos de tener presente que la batería está sujeta a un proceso de envejecimiento natural, en su caso, la firma taiwanesa nos garantiza 700 ciclos de carga dentro del período de garantía de 2 años; tras este periodo permanecerá el 60% de la capacidad original.

Una de las principales virtudes de las e-bike de Kymco es su controlador que, por supuesto, también es de fabricación propia. La importancia de este dispositivo es vital, ya que es él el que gobierna y controla el funcionamiento del motor a partir de los datos que recibe de los distintos sensores repartidos por la bicicleta. Con los datos que aportan (fuerza del pedaleo, velocidad instantánea, cambios de tensión de la cadena, etc) el cerebro de las e-bike ajusta la respuesta del motor dependiendo de cada situación, llegando a la desconexión del mismo, en el caso de que el sensor de velocidad alcance los 25 km/h.

Tres versiones a escogerver galeríaPresentación bicicletas KymcoKymco B

Kymco desembarca en el mercado de las bicicletas con una gama compuesta por los modelos B, Q y Q Lite, entre los que cubrirán un amplio abanico de posibilidades. Todas ellas destacan por sus acabados de gama alta y elaborado diseño y, aunque responden a distintos estilos y precios, el equipamiento básico es el mismo en las tres. De este modo, todas montan un motor trasero, cuentan con llantas de aluminio, bandas reflectantes, timbre, sistema de alarma, carga regenerativa de la batería, función Turbo (un impulso de hasta 4 km/h), un displaycon información sobre la batería, autonomía y velocidad que actúa de llave, frenos hidráulicos Tektrocon discos de 160 mm, sillín ajustable en altura, avance horizontal y ángulo, etc.

En lo que se refiere a los sistemas de cambio, la Kymco B y la Kymco Q cuentan con un selector de 10 marchas, mientras que la Q Lite es monovelocidad. La gama Q se compone de los modelos más ligeros y fáciles de manejar, son los más compactos y sus manillares y pedales son plegables para una mayor comodidad en el transporte. Entre ellas, las principales diferencias, en favor de la Kymco Q, radican en una horquilla Spinner con barras de 25 mm de diámetro, la suspensión trasera con reglaje en 7 posiciones de precarga y, como ya hemos comentado, el cambio de 10 velocidades.ver galeríaPresentación bicicletas KymcoBaterías e-Bike Kymco

El modelo Kymco B es el más distinto a todos, podría considerarse como el top de la gama, con un cuadro exclusivo de estilo clásico y de mayor tamaño, con llantas de 24" para una mayor estabilidad y un conjunto de suspensiones más elaborado. Este está compuesto por una horquilla Spinner con barras de 30 mm de diámetro y 70 mm de recorrido, ajustable en precarga y con bloqueo. Detrás, también monta un único amortiguador de mayor calidad que además es regulable en 9 posiciones de precarga de muelle. Por su puesto, es la más pesada con 28 kg (24 kg la Kymco Q y 22 kg la Q Lite), pero también es la que mayor carga acepta, ya que en su parrilla posterior podremos cargar bultos de hasta 20 kilos.

¿Algo inusual? Por David Remón

Que la movilidad urbana es casi sinónimo de futuro eléctrico, es una realidad como que en Motos.net tendremos que plantearnos cosas, tanto como los mismos concesionarios de motocicletas o las mismas tiendas de bicicletas. Hoy la alternativa de la moto pequeña de 50cc, acabará cayendo en las bicicletas, como años atrás cuando yo era crio, donde las veía con matrículas expedidas por los mismos ayuntamientos. Así que la DGT también tendrá que replantearse cosas, como que las bicicletas eléctricas irán en aumento, por funcionalidad, bajo precio o mantenimiento y porque los ayuntamientos no hacen más que agrandar los kilómetros de sus grandes urbes con kilómetros de carriles para ellas.

Con la bicicleta eléctrica asistida en sus pedales hasta los 25 km/h, los ciclomotores tienen los días contados, por lo menos en las urbes como Madrid o Barcelona…

Nosotros tuvimos la oportunidad de rodar durante unos kilómetros por el centro de la capital de España y sin duda las Kymco convencen si valoras todo lo comentado anteriormente. Personalmente como usuario de bicicleta no eléctrica económicas no me parecen estas Kymco, pero valorando además de su diseño, la tecnología que aportan, así como los acabados, frente a lo que hay en el mercado las diferencias en calidad de producto son substanciales: hay bicis de este estilo por menos de 500€ pero se desmarcan en todo sobre estas Kymco: esto es canela en rama.

Quizás la que vi más cómoda fue el modelo B, de posición “cruiser” que te invita a recorrer largas distancias de forma relajada, con unas suspensiones que cubren suficientemente las necesidades de las rugosidades del asfalto, más que propiamente baches grandes por su corto recorrido. Quizás para alguien que piense en la movilidad urbana buscando una bici más compacta, la Q se ajusta mejor, aportando además de ese agraciado y personal diseño, unas cualidades de prestaciones casi equivalente a la más confortable B. También con cambio trasero de 10 velocidades, las suspensiones todavía son de menor recorrido, cosa que, en la más económica, la Q Lite, de un único desarrollo, aporta horquilla rígida.

Me agradó la suavidad con la que se mueve en las recuperaciones y sobre todo el botoncito “turbo” que mueve sin pedalear desde parado a cualquiera de estas tres Kymco hasta los 4 km/h, velocidad de un caminante, para que en el inicio del pedaleo no salgamos clavados, sobre todo en la versión más básica que es de un solo desarrollo.

Aporta una especie de alarma en caso de mover la bicicleta, que me sugirió un argumento más comercial que efectivo. En cambio, la extracción de la batería por medio de llave, además de seguro, es cómodo y fácil, pudiéndose transportar muy bien por peso y ergonomía. También aporta luces LED, pero no pudimos comprobar su luminosidad, aunque la luz de freno con la misma tecnología es bien visible. También llama la atención que el control de la bicicleta, su llave de contacto sea el mismo panel de información completamente digital que se extrae y se conecta de forma sencilla. Su información es simple, pero se lee siempre bien y es suficiente, destacando la información de la autonomía en función del modo escogido de los tres que aporta… La botonería siempre es solidaria con estos relojes…

Amante de la moto y de la bici, dos pasiones de las que siempre ha dado vueltas mi vida, después de probar estas Kymco entiendo la apuesta de la firma taiwanesa ante las necesidades de la movilidad moderna y sostenible en las ciudades. Con su sello de calidad y garantía, así como de estrategia comercial, seguro que Kymco será otra de las puntas de lanzas en las ciudades dentro de los carriles bici… Todo parece indicar que así será…

8 votos