Honda CRF250 Rally

Honda CRF 250 Rally: Pequeña gran aventurera

Eduard Fernández Masó

5 votos

Hay motos que entran por los ojos y la CRF 250 Rally es una de ellas. Con la experiencia del rally Dakar encima, a todos los que nos apasionan las motos, se nos van los ojos con las motos de Raids. Las que hoy en día participan en el Dakar son motos de enduro con una preparación muy elaborada y únicamente para un uso de competición. Las motos del Dakar han creado tendencia y más últimamente que tan de moda se está poniendo la categoría trail. Pero esta categoría tiene algunos “hándicaps”: el tamaño, el peso y también el precio.

Nuestra protagonista de hoy es justamente una excepción en todos estos aspectos. Es una moto contenida de tamaño y peso, de un precio razonable y con unas prestaciones suficientes para cualquier nivel de conducción. Efectivamente su presencia es de moto deportiva pero su uso es perfecto para cualquier día del año. Una moto apta para cualquier usuario pero especialmente pensada para los que se estrenan con el carné A2.

Nos vamos de rutaver galeríaHonda CRF250 RallyFotos: Arnau Puig

Después de recogerla en el HIS de Honda (Honda Instituto de Seguridad) me decidí a coger la autopista para volver a las oficinas de Motos.net. Hay unos 10 km de autopista en los que pude comprobar que la velocidad máxima de marcador es de 145 km/h de marcador (unos 130 km/h reales según mis cálculos) más que suficientes para ir a cualquier parte del mundo a un ritmo decente. La protección aerodinámica es bastante mejor que en cualquier moto off road. El aire no será un problema ya que la velocidad de esta trail no es demasiada y seguro no habrá problemas en este aspecto. Si es cierto que flanea un poco a velocidad máxima, por lo que no será recomendable ir a fondo.

No es una moto para grandes recorridos por autopista o vías rápidas, pero se defiende bien y el motor responde con alegría. Ese mismo día también pude probarla de vuelta a casa por la Carretera de la Rabassada y en los tramos de curvas a pesar de que la potencia se nota escasa, la moto es muy ágil y se defiende muy bien. Las suspensiones tirando a blandas y de largo recorrido tampoco permiten grandes tumbadas y los neumáticos de tacos agarran hasta cierto punto en asfalto, pero en general me sorprendió muy positivamente en puerto de montaña. Es una moto que permite ir muy cómodo en campo y, por los baches de una ciudad, sus medidas de ruedas ayudan bastante. Por lo tanto es una moto tremendamente versátil.ver galeríaHonda CRF250 Rally

Si lo que queremos es ir a dúo tendremos que tener en cuenta que la suspensión es un tanto blanda y cederá con el peso del acompañante dejando la moto muy bajita. A parte de este apunte el “paquete” se sentirá cómodo, pero muy encima del conductor, ya que el asiento es de una sola altura. Los estribos traseros están muy bien integrados en el conjunto y casi no se ven al plegarlos.Es una moto que permite ir muy cómodo en campo y también por los baches de una ciudad

La visibilidad cuando cae la noche también me agradó y es que su faro full led alumbra con suficiente potencia como para afrontar una conducción de noche sin sustos o sorpresas. Asimismo la visión trasera de sus retrovisores me dejó igualmente satisfecho y los para manos ayudan a que el aire frío no impacte directamente congelando los dedos. Los mandos están bien puestos y excepto los intermitentes y cláxon que están invertidos, el resto es perfecto.

 

A buen nivelver galeríaHonda CRF250 Rally

El motor de esta Rally no es nuevo, ya lo montaba la CRF 250 L y en esta se ha mejorado la inyección y la caja de filtro con su respectiva homologación Euro4. Es un motor muy agradable, gira muy fino y responde bien a las demandas del acelerador. No tiene la misma potencia que una moto de enduro o motocross pero los 24,5 CV a 8.500 rpm son alegres, especialmente en la parte alta ya que para exprimirlo se debe subir de vueltas para que responda.

Realmente este punto me sorprendió ya que de la fama conservadora que tiene Honda habría esperado un motor con una respuesta más plana. El recorrido del puño de gas también lo encontré bastante largo y para llegar al tope casi hay que enroscar un 50% del puño. Pero la verdad es que el sonido mecánico es realmente bajo y ni circulando muy alto de vueltas nos va a molestar la rumorosidad. El resto de componentes también tienen una presencia muy buena, y es que no hay que olvidar que nos encontramos ante un producto “Premium” en su categoría.ver galeríaHonda CRF250 Rally

La fabricación de esta moto está realizada en la planta que tiene Honda en Tailandia y donde también se construyen las CB500 y otros productos de contrastada calidad. Por poner un ejemplo el depósito de gasolina es metálico de acero y cada día cuesta más encontrar un deposito como los de antes ya que se están sustituyendo por los de plástico. El basculante está realizado en aluminio con un acabado bien pulido. El chasis es de tubo de acero y terminado en una elegante pintura gris. El carenado es de material plástico del mismo material que las motos de off-road con el espectacular rojo como protagonista. El negro brillante y las calcas con las letras CRF y sobretodo su asiento en color rojo junto con su frontal doble óptica led asimétrica en símil carbono son muy llamativos y le da un toque exótico y distinto.En tramos de curvas a pesar de que la potencia se nota escasa la moto es muy fácil

Quizás uno de los puntos flacos de esta moto sea la instrumentación. Peca de básica y si bien es cierto que en motos de corte off-road este elemente es superficial, en una moto trail aventurera como esta se le podría haber equipado un poco mejor. En el pequeño display hay cuenta vueltas, velocidad, dos parciales y total de kilómetros, además de reloj. El nivel de gasolina pone el punto y final a la información del cuadro. También mejorables los botones de selección de los distintos programas ya que su dureza están a prueba de forzudos. Un botón específico si permite desconectar el ABS de la rueda trasera para poder timonear con la derrapada desde el freno trasero, un hecho que es de agradecer en la conducción por tierra.

 

Parte ciclover galeríaHonda CRF250 Rally

La verdad es que al primer golpe de vista esta CRF Rally entra por los ojos, su gran parecido con la moto oficial es impresionante. Cuando te acercas ya notas que la moto por dimensiones es bastante más pequeña que una moto del Dakar. Pero sus discos de freno lobulados, las llantas en negro y una horquilla invertida de 43 mm y terminada en color dorado dan la sensación de una gran calidad del conjunto. A nivel funcional te encuentras con una moto de lo más fácil de utilizar con unas suspensiones de largo recorrido muy cómodas y suficientemente efectivas en conducción off-road como para poder disfrutar de esta moto por terrenos complicados. Lo mismo ocurre con los frenos, que aparentemente son sencillos pero que realmente funcionan en concordancia con las prestaciones de la moto.

En conducción off-road no hay demasiadas cosas a criticar dentro de los propios límites que una moto de todo uso pueda tener. El manillar si queda algo bajo al circular de pie y los estribos son algo pequeños, dos puntos fácilmente modificables con unas torretas y manillar nuevos o con un kit de estribos. También al circular de pie, si tiramos todo el cuerpo para adelante compensando los pesos, se corre el riesgo de darse un golpe con la cúpula, como me pasó a mi. Pero estos son pequeños apuntes ya que realmente son pocas las pegas para esta tranquila CRF.ver galeríaHonda CRF250 Rally

Si es verdad que si lo que buscas es hacer una conducción deportiva por caminos de tierra, en la Rally encontrarás una moto sosa. No es una moto para derrapar, su potencia casi ni lo permite. Pero si es una perfecta moto para hacer caminos durante muchos kilómetros e incluso alguna trialera que otra. Es un motor muy agradable, gira muy fino y responde bien a las demandas del aceleradorLa capacidad de tracción de esta moto está fuera de toda duda y los neumáticos IRC me sorprendieron muy positivamente. A medio camino de un neumático puramente off-road pero con el taco suficiente para cualquier terreno suelto agarró bastante bien en las frías carreteras por las que circulé. El consumo que pude ver están entorno de los 5 litros dándole mucha caña, a ritmo más normal serán 4,5 litros/100 km o menos.

 

Una convivencia tranquilaver galeríaHonda CRF250 Rally

Durante la semana que estuve disfrutando de la Rally me llegué a plantear incluso subirla en mi remolque y llevarla a la casa de la montaña, donde hay miles de pistas y kilómetros donde disfrutarla. Pero pensado fríamente no hubiera hecho falta ya que este producto de Honda es perfectamente posible desplazarse por si misma durante una distancia de unos 200 km sin sentir el cansancio o la monotonía. Finalmente unos planes familiares truncaron mi fantasía y no pude hacer la escapada endurera que tenia en la cabeza, otro día será.

Lo que si que me ha quedado claro es que si lo que buscas es una moto que te permita aprender lo que es pisar la tierra pero que sea usable para tu vida cotidiana de ciudady de extrarradio la CRF Rally se acercará bastante a tu moto ideal. Su precio es redondo, 6.000€ que te permitirán gozar de una moto original, bonita, con personalidad y capaz de abordar cualquiera que sea la ruta que te plantees.

 

5 votos