Scooters 125 rueda alta económicos

Scooters 125 económicos de rueda alta: Funcionalidad al poder

Jordi Hernández Farguell

4 votos

En un tanto por ciento muy alto, el principal motor del mundo de las dos ruedas es la pasión. Pero cuando hablamos de scooters, suele ser muy común que la razón sea la que manda. Hoy os presentamos tres propuestas de movilidad ideales para nuestro a día a día, tres scooters de ruedas altas en los que el precio y su funcionalidad se anteponen a todo lo demás.ver galeríaScooters 125 rueda alta económicosFotos: María Pujol

Con el permiso de los grandes fabricantes europeos, no es tan descabellado afirmar que Asia es el continente del scooter. No solo es un mercado enorme con unas ventas que se cuentan por millones, sino también, es la cuna de muchísimas marcas altamente especializadas en la fabricación de este tipo de vehículos.

Desde allí nos llegan muchas y muy buenas ofertas. La capacidad de fabricación de la gran mayoría de las marcas asiáticas es enorme y los productos que salen de sus cadenas de ensamblaje, por norma general, han sido creados a un coste muy contenido. Esto les ayuda a reducir costes y a competir muy duramente en la relación calidad-precio con los fabricantes autóctonos. De hecho, pocas firmas europeas pueden hacerlo en igualdad de condiciones, lo que les ha llevado a tener que buscar en distintos países asiáticos, factorías donde poder fabricar sus productos para ser competitivos, en especial, en categorías como la que hoy os traemos.

Scooters de ruedas altas hay muchísimos, pero son los denominados económicos los que captan nuestra atención cuando lo que buscamos con nuestra compra es un simple medio de transporte o una herramienta de trabajo en la que la funcionalidad y lo económico pasan a ser los principales puntos de interés. 

Asian stylever galeríaScooters 125 rueda alta económicosComparativo Scooters Ruedas Altas Económicos 2018

Hoy contamos con la presencia de dos de las novedades más recientes de la categoría, el Keeway Logik 125, actualizado a la Euro4, y Daelim S16, el primer ruedas altas de la firma coreana presentado el año pasado. Para que demuestren su valía y averiguar su verdadero nivel, hemos decidido enfrentarlos también al Kymco Agility City 125, líder indiscutible de la categoría y todo un referente cuando hablamos de productos con una calidad-precio imbatible. Además, gracias a este particular trio, también hemos podido comprobar de primera mano el estilo de fabricación de cada una de las firmas, ya que sus países de procedencia (China, Corea del Sur y Taiwán), marca en muchos sentidos su método de fabricación y, por lo tanto, la calidad final del producto.

El comparativo de hoy no es para remilgados, viendo como está el mercado, por poco más de 2.000 euros, o, incluso menos, no le vamos a pedir, como dice el refrán, peras al olmo. Obviamente su calidad es indiscutible y tenemos tras ellos a fabricantes con años de experiencia en nuestro país, que se han labrado una reputación que nos aporta, a la hora de la compra, un cierto grado de seguridad frente a importadores de procedencia desconocida.La diferencia de precio entre el más caro y el más económico es de escasamente 304 €

La posibilidad de elección en este comparativo es variada aunque solo esté compuesto por tres modelos, entre los que el Daelim S16 se sitúa como la elección más asequible y económica. Esto no es por casualidad, ya que si los valoramos por calidad, el coreano se situaría como el más sencillo de los tres. Los otros dos estarían un peldaño por encima, sí, es cierto que nos brindan algo más que el Daelim en lo referente a calidad de materiales y acabados, pero también nos exigen 304 € más de precio, una cantidad que para muchos puede que no esté justificada a este nivel.

En los tres casos nos encontramos ante scooters puramente urbanos, es obvio que los desplazamientos por el extrarradio de nuestra ciudad no están descartados, pero también lo es que si un tanto por ciento muy alto de nuestros desplazamientos son por el extrarradio, existen opciones más idóneas a nuestros invitados.

Lo suyo es la ciudadver galeríaScooters 125 rueda alta económicosComparativo Scooters Ruedas Altas Económicos 2018: Daelim S16 125

Los tres son bestias urbanas con una capacidad de movimientos increíble, por diseño, están creadas desde el inicio para adaptarse a las complejas condiciones de tráfico habituales en los grandes núcleos de población. Cualidades tiene muchas, pero dos de las más importantes en este medio son, por un lado, sus contenidos tamaños y por otro, la altura de sus llantas.

La opción más compacta es el Daelim S16, visualmente se aprecia y se nota en el espacio disponible en la plataforma, colocación del manillar, tamaño aprovechable del asiento, etc. Es un scooter ideal para féminas, su reducido peso y escasa distancia del asiento al suelo nos simplifican mucho las cosas, sobre todo a la hora de maniobrar o parar.

Comparativamente el Kymco es un poco mayor, en marcha, se nota que su carrocería tapa un poco más por la parte baja y que su habitáculo de conducción resulta un poco más acogedor. Contrariamente, la superficie de apoyo de su asiento no es mucho mayor que la del coreano y su manillar, que es el que está colocado más bajo y cerca del conductor, puede tocar las rodillas al girar al máximo, cuando hablamos de conductores de mayor estatura. 

Si tu altura es superior a la media el Keeway es tu scooter, no hay duda, tiene el mayor tamaño del comparativo y eso se nota, no solo al circular en solitario, donde es el más cómodo y espacioso, sino también, frente a ocasionales desplazamientos con pasajero, ya que resulta el más optimo de los tres en este desempeño. 

Mejor altasver galeríaScooters 125 rueda alta económicosComparativo Scooters Ruedas Altas Económicos 2018

Como decíamos un poco más arriba, otro dato muy importante para comprender su excelente comportamiento urbano es la altura de sus llantas, en los tres casos, se monta una llanta delantera de 16 pulgadas, mientras que en el eje posterior, solo el Keeway mantiene esa altura para la trasera. Y es que en el caso del  Daelim y el Kymco se apuesta por una llanta trasera de 14 pulgadas, lo que les permite ganar algo de espacio bajo el asiento que, ya os vamos avanzando, no es tampoco exagerado.

De lo que sí podemos estar seguros es que unas llantas de este tipo son, desde el punto de vista dinámico, una excelente alternativa por ciudad. Con su ayuda, superar baches de cierta magnitud o adaptarse a los normalmente desgastados asfaltos urbanos es tarea relativamente sencilla para los tres, sobre todo si los comparamos con sus homónimos con llantas de 12 o incluso menos pulgadas.

Centrándonos en el eje delantero, las llantas de 16 pulgadas les confieren un buen compromiso entre agilidad y estabilidad, siendo el coreano el más maniobrable de los tres por su extrema ligereza. El Taiwanés está muy cerca, casi a la par, de hecho, en ciertas maniobras, el mejor tacto del freno trasero nos permite maniobrar con más seguridad al poder timonear con mayor precisión en los espacios cerrados. Por su parte el Chino no anda muy lejos, su conducción es igual de fácil y solo en espacios muy ajustados su carrocería puede evitar que giremos donde lo hacen los otros dos.Las llantas de 16" son la clave, su argumento más seductor es la estabilidad

Por otro lado, fuera de los atascos, el Keeway con sus dos llantas de 16 pulgadas nos garantiza una estabilidad algo superior, esto se nota sobre todo en el paso por curva al girar o en vías más rápidas al pasar por baches profundos a más velocidad, en esas circunstancias, el Logik solo se ve presionado por el Agility City que es, desde el punto de vista de la parte ciclo, el más equilibrado de los dos.

Por contra, el Daelim es un scooter rapidísimo de reacciones, en él se ha potenciado la agilidad, una muy buena táctica cuando se trata de un scooter puramente urbano. En este sentido sí que se muestra muy superior, aunque, una vez más, el Kymco vuelve a echar mano de su balanceada parte ciclo y de unas dimensiones que no distan en exceso de las del S16, para demostrar que también él es un scooter con una extraordinaria capacidad de maniobra. 

En su justa medidaver galeríaScooters 125 rueda alta económicosComparativo Scooters Ruedas Altas Económicos 2018: Keeway Logik 125

Como os podéis imaginar, la parte ciclo de nuestros invitados no está formada por elementos muy sofisticados, pero aun así, hemos de reconocer que su comportamiento es muy correcto e incluso destacable en algunos sentidos. Las suspensiones son siempre de los componentes más comprometidos, ya que si por un lado han de ser lo suficientemente cómodas para circular sobre los accidentados asfaltos de ciudad, también han de gozar de cierta rigidez para mantener una buena estabilidad del scooter junto a las llantas de gran diámetro.

El Logik 125 resulta muy cómodo en este sentido, las suspensiones son más bien blandas aunque trabajan bien tanto en compresión como en extensión. Mientras, el Agility City, presenta un comportamiento algo más rígido, a la hora de inclinar nos ayudan muchísimo y cuando se trata de superar baches su reacción es la más rápida y firme, eso sí, sin llegar a ser desagradable en ningún momento. Por último, el S16 cuenta con un conjunto de horquilla y amortiguador más sencillo, en circunstancias normales no hay excesivos problemas, pero cuando tenemos que rodar por firmes muy bacheados es la más incómoda de comportamiento.

En lo que respecta a frenada observaremos uno de los cambios más importantes llegados con la Euro 4; la implementación de un complemento de frenada al sistema de frenos convencional. En este sentido las posibilidades de elección para los fabricantes son el ABS o el CBS, siendo este último el escogido por nuestros invitados para complementar a los dos discos de freno que todos montan.

Lógicamente esta es, de las dos, la solución más sencilla. Rápidamente nos daremos cuenta que nos facilita mucho las cosas, sobre todo a los conductores más inexpertos y que no se atreven a frenar muy fuerte de delante. En los tres, frenando tan sólo con la leva izquierda actuamos sobre el disco trasero, pero también un tanto por ciento sobre el delantero, lo que incrementa la eficacia y la efectividad en la frenada sin necesidad de ser un hacha en este aspecto.

En ninguno observamos una alarmante escasez de potencia, todo lo contrario, el CBS incrementa la sensación de disfrutar de unas mayores prestaciones. A pesar de ello, de los tres sistemas utilizado el del Kymco fue el que más gustó, la verdad es que no fue por el hecho de tener un mayor poder de parada, sino por ofrecer un tacto mucho más preciso y dosificable que los otros dos en cualquier circunstancia.

Motores Euro4ver galeríaScooters 125 rueda alta económicosComparativo Scooters Ruedas Altas Económicos 2018

Por su puesto, la mayoría de los cambios aportados por la Euro 4 se centran muy especialmente en el apartado mecánico. Partimos de la base que los tres la superan ampliamente y, también, que en los tres casos se trata de los propulsores más sencillos creados por los respectivos fabricantes. Son motores utilitarios, en los que no se busca las prestaciones, a decir verdad, el régimen al que más a gusto se mueven está muy por debajo de los 100 km/h, puede que no sea mucho si los comparamos con los modelos top de la cilindrada, pero en lo que al resto de urbanitas se refiere, por ahí anda la cosa.

Prueba de que no están apretados en absoluto son sus potencias, el único que se aproxima a la cifra límite para un 125 cc es el Keeway con 12 CV a 8.250 rpm, muy por detrás de él, el Kymco con 9 CV a 8.500 rpm y el Daelim con 8,83 CV a 7.500 rpm. La calidad mecánica del Logik es muy buena, si tenemos en cuenta que es el único refrigerado por líquido, su precio nos parecerá mucho más ajustado dada su mayor complejidad y coste de fabricación.

La verdad es que su suavidad de funcionamiento es buena, a la par de todo un especialista en la fabricación de motores de scooter como es el Kymco. La suavidad no es absoluta en los dos, pero comparativamente se encuentran a un muy buen nivel incluso comparados con modelos más caros. El S16 se nota un poco más rumoroso, pero no es que vibre en exceso, solo al principio de las aceleraciones resulta un poco más tosco, pero se le pasa rápido, ya que por encima de los 30 o 40 km/h de marcador se suaviza de manera sorprendente.

En prestaciones, a unas discretas velocidades punta hay que sumarles unas aceleraciones suaves, que no lentas. El Daelim y el Kymco, por este orden, son los que toman la iniciativa desde parado, una ventaja que suelen conservar hasta que las agujas de sus cuentakilómetros acarician, más o menos, los 60 km/h de marcador. A partir de ahí, la pugna por el más rápido se centra entre el Agility City y el Logik, siendo este último el que demostró una mejor estirada al situarse como el que mayor soltura mostraba a la hora de superar los 100 km/h de marcador.

Prácticos al máximover galeríaScooters 125 rueda alta económicosComparativo Scooters Ruedas Altas Económicos 2018: Kymco Agility City 125

A parte de gozar de un buen comportamiento urbano, extraordinaria movilidad y de garantizar a sus propietarios una magnífica facilidad de manejo, como buenos ciudadanos, demuestran una funcionalidad y practicidad excelentes. En unos scooter con precios que van desde los 1.895 € del Daelim S16 a los 2.199 € del Keeway Logik y el Kymco Agility City, es bastante comprensible que no sean unos virtuosos del equipamiento, aunque ello no significa que no posean elementos interesantes como los baúles que montan de serie. 

Desde el punto de vista de la capacidad de carga, esto nos compensa de alguna manera que el espacio bajo el asiento no sea muy generoso en ninguno de ellos, ya que solo en el caso del Agility City y, en menor medida, el S16, podremos guardar un casco de tipo jet que, eso sí, ha de ser de talla pequeña. Es por ello que los top case se muestran fundamentales, aunque en el caso concreto del Daelim tampoco es la solución, ya que al contrario que en los demás, no puede dar cabida a un casco integral.

Los baúles también resultan muy beneficiosos en aspectos como el confort de marcha, en concreto en el caso del pasajero, ya que este dispone de un punto de apoyo excelente para soportar mejor los tirones en las aceleraciones. El más confortable en este sentido es el Logik, cuyas estriberas en forma de plataformas también nos garantizan un mejor apoyo. En los casos del Daelim y el Kymco son similares, puede que en las del taiwanés -cuyos estribos se despliegan automáticamente-, nos ofrecen un poco más de espacio. Mientras, en el caso del Coreano -sus estriberas están integradas en la plataforma-, debemos tener en cuenta que es el único que ha tenido a bien incorporar un respaldo, un detalle que se agradece al poder reclinar nuestra espalda sobre una superficie un poco más blanda.

En mayor o menor medida tendremos a nuestro servicio un scooter que dispondrá de un equipamiento ajustado pero útil, con cuadros de instrumentos extremadamente sencillos en cuanto a dotación pero de muy buena visibilidad en los casos del Keeway y el Kymco, con plataformas planas en todos, caballetes centrales y laterales -sin desconectador en el Kymco-, ganchos portabolsas, luces posteriores de LED y delanteras halógenas, en definitiva, muchos de los componentes que, en un uso cotidiano, harán nuestro día a día mucho más fácil y seguro en la gran ciudad.

4 votos