Yamaha Urban Mobility 125 2017

Yamaha Urban Mobility: Divertida jornada en Roma con los 125

Javi Millán

2 votos

Amor por la ciudadver galeríaYamaha Urban Mobility 125 2017Yamaha Urban Mobility 2017

Como marca puntera y popular, Yamaha apuesta por la diversidad de modelos y nichos de mercado, ofreciendo multitud y variadas versiones de motocicletas y scooter en cualquiera de sus cilindradas. El caso de su gama de movilidad urbana o Urban Mobility es un claro ejemplo, con opciones versátiles nacidas por y para ella. Así pues, nos quisieron mostrar de una tacada todos los modelos que componen el catálogo 2017 y qué mejor lugar que la capital de Italia... 

En 2016 el mercado europeo volvió a superar en la cifra de 400.000 unidades vendidas de Scooters -sin contar los de 50cc- lo que supone situarse a niveles próximos a los registrados en 2011. Ello da una idea de que la recuperación es significativa y por ello las marcas están apostando de nuevo con nuevos modelos y versiones.

En Yamaha diferencian entre lo que seríaa su gama deportiva -entre la que incluyen a los X-MAX y TMAX en todas sus cilindradas- y las Urban Mobility, el resto de modelos de 125/155 dependiendo del país.

Cabe destacacar qu Yamaha alcanzó en 2016 cerca de 70.000 unidades vendidas en Europa, de las cuales un 58% fueron Scooter deportivos y el resto modelos de la gama Urban Mobility, gama que ha crecido desde 2012 en un 59% y llegando casi a las 30.000 unidades en Europa. Fueron más de 12.000 unidades del NMAX, 5.300 del Tricity, 4.000 del D´elight, 3.800 del Xenter y 4.100 de la YBR. Aun sabiendo que en Europa el NMAX es el scooter más vendido, las cifras de este modelo solo en Indonesia son asombrosas: 150.000 unidades. ver galeríaYamaha Urban Mobility 125 2017Yamaha D´elight 2017

La prueba de fuego

En esta ocasión Yamaha nos llevó hasta Roma para darnos a conocer sus novedades, en una intensa y dinámica jornada, en la cual pudimos visitar lugares gastronómicos y arquitectónicos emblemáticos. Por todos es sabido que Roma es una de las más caóticas ciudades europeas en cuanto al tráfico urbano se refiere y por tanto un lugar "casi perfecto" para probar la gama 2017 de Yamaha, donde el Tricity 125, el D´elight y la YS125 -sustituta de la YBR- son sus tres novedades más destacables. 

Aunque no pudimos rodar es ésta última, sí lo hicimos sobre las dos primeras, junto a otros dos modelos ya conocidos y que no reciben novedades: el NMAX y el Xenter, un rueda baja y un rueda alta, éste último quizás algo desfasado en cuanto a sus rivales directos y que, seguramente, tenga una renovación en un futuro no muy lejano. 

Así pues, fuimos lanzados como unos auténticos gladiadores en el coliseo, para lidiar con el concurrido tráfico. Y no solo el tráfico, sino también los adoquines, los railes de los tranvías y un asfalto con numerosas trampas... 

ver galeríaYamaha Urban Mobility 125 2017Yamaha D´elight 2017

D'elight, sí muy ligero

Una de las principales novedades de esta temporada es el D´elight, un modelo de rueda baja que ha sido profundamente renovado. Incluso ahora posee una mecánica similar a la del NMAX y Tricity con tecnología Blue Core. Como su nombre indica, el nuevo modelo es de los más ligeros del catálogo, no llegando ni siquiera a los 100 kg de peso. 

Su motor se nota enérgico y con suficiente potencia, pero las suspensiones no juegan a favor en el comportamiento general. Muy blandas, excesivamente blandas, dando la sensación de que solo trabajan los muelles. Esto, sobre un terreno de adoquines, puede llegar a ser beneficioso, pero en el momento de que el asfalto es liso, la situación se complica. Posiblemente en países como España se echarán -sin duda- en falta unas suspensiones con tarados más firmes. No obstante, el nuevo modelo posee unos buenos frenos con sistema unificado -USB-, la capacidad de carga es bastante amplia bajo el asiento -37, 3 litros- y el suelo plano ofrece ese plus de comodidad que, por ejemplo, no posee un NMAX. Eso sí, incorpora llantas de aleación de 12 pulgadas delante y 10 pulgadas detrás hacen de él uno de los más ágiles del plantel de modelos.

A sus mandos te encuentras un poco como encajonado y la postura que debes llevar es muy adelantada para no sentir las zonas más duras del asiento, justo cuando empieza a elevarse hacia la zona del acompañante. Las calles más estrechas y los recorridos más ratoneros son su hábitat ideal, por supuesto.

ver galeríaYamaha Urban Mobility 125 2017Yamaha Tricity 125 2017

La de tres, ahora crece

Si bien ya conocimos esta novedad meses atrás en su versión 155, ahora tocaba el turno de la 125. El Tricity llega en 2017 con un nuevo diseño, depurado en la zona trasera y ha ganado en capacidad de carga. Además, ha visto incorporado el motor de la NMAX, más potente, eficiente y con tecnología de última generación. Sí, son solo 1,2 CV y 1,3 Nm más de potencia y par que algo se notan. 

Después de llevar unos cuantos kilómetros sobre el D´elight por las calles romanas, subirse en el Tricity te ofrece una mayor sensación de seguridad. Primero porque vas más protegido, segundo por el tren delantero con dos ruedas y tercero porque el aumento del diámetro de las ruedas en una pulgada -tanto para el tren delantero como para el trasero- han hecho elevar ligeramente la visión a sus mandos. 

Cabe destacar que tanto en el NMAX como el Tricity se venden en países como Italia, Grecia o Turquía en versión 155. Una verisón de este último que tuve la oportunidad de probar aunque no llegue a España. ¿La diferencia más clara? Pues que la aceleración, a pesar de contar con tres ruedas y mayor peso, es equiparable a la de un NMAX 125.

Por lo que respecta al 125 se nota algo más dinámico con la nueva mecánica -uno de los puntos más débiles de la primera generación y que mermó algo las ventas de un producto muy bien rematado-. Con la nueva mecánica se ha intentado paliar algo ese pequeño defecto, pero también haciéndolo más atractivo tanto visualmente hablando como por el lado de la funcionalidad y el comportamiento general. ver galeríaYamaha Urban Mobility 125 2017Yamaha Tricity 125 2017

Porque la nueva generación del Tricity estrena también un chasis más largo -40mm más de distancia entre ejes-, lo que ha permitido aumentar la capacidad de carga e incorporar un hueco delantero con toma de 12V. También es nuevo el asiento, los paneles traseros ha sido rediseñados y las llantas son de 14 y 13" delante y detrás respectivamente. Por el lado de la seguridad el Tricity incorpora ABS y UBS -frenada combinada-, y además el depósito de combustible es un 10% más grande -7,2 litros-. 

Todos estos cambios -traducidos en la toma de contacto dinámica- se traducen en una nueva versión más cómoda aún que la anterior y, por supuesto, más segura. El diámetro de las ruedas ampliado favorece a la estabilidad general y se nota más asentado, siempre teniendo en cuenta que, el plus de seguridad que ofrece el tren delantero con dos ruedas, ya es por sí solo una garantía a la hora de afrontar asfaltos que no estén en las mejores condiciones... Este es el caso concreto de Roma donde, incluso zigzagueando entre los raíles del tranvía, la Tricity se muestra impasible. En cuanto al motor, el cambio hacia el más moderno Blue Core se nota muy ligeramente, no es la panacea, pero esta versión 2017 podría considerarse algo menos "tortuga" en vías fuera de la ciudad...

ver galeríaYamaha Urban Mobility 125 2017Yamaha YS125 2017

Los otros

No es que quiera acabar hablando de la película de Amenábar, no. Simplemente hacer mención del resto de modelos de la gama como el NMAX, Xenter y la YS125, ésta última sustituta o evolución de la eterna YBR. 

Empezando precisamente por la YS125, no tuvimos ocasión de probarla como ya he comentado y seguramente sea muy parecida en todos los sentidos respecto a su predecesora. Algo más moderna de diseño y, por supuesto, cumplidora de la normativa Euro 4, la YS incorpora un depósito de mayor capacidad -15,2 litros- y ha visto mejorada la ergonomía, además de disponer una imagen algo más moderna. ver galeríaYamaha Urban Mobility 125 2017Yamaha NMAX 125 2017

A la espera de tenerla en nuestras manos, el resto de modelos que sí pude probar en las calles de Roma fueron el NMAX y el Xenter con su peculiar sistema de suspensión trasera. Evidentemente el NMAX es más moderno, ágil y juvenil, mientras que el más veterano Xenter se merece una renovación para ponerse a la altura de sus rivales directos, sobre todo por la falta de espacio en el hueco bajo el asiento, un diseño ya algo tosco y una parte ciclo también mejorable. 

No obstante, con el NMAX Yamaha ha dado en el clavo. Eliminaron de la ecuación el Majesty S que pasó por nuestro mercado con más pena que gloria y el NMAX se introdujo para rivalizar con el PCX de Honda, cosa que ha demostrado con grandes resultados. ver galeríaYamaha Urban Mobility 125 2017Yamaha Xenter 2017

Sin duda alguna, junto al Tricity, el NMAX es el que más me gustó en las calles de Roma. Dinámicamente hablando, por motor, funcionalidad y comodidad, es una de las mejores alternativas para la ciudad y el que elegiría para hacer la compra... ¿Y tú? ¿Cuál elegirías?

2 votos

Los que han leído esta noticia, también han leído...