Viaje en moto por Colombia

Motos.net

3 votos

De sur a norte, de oriente a occidente...ver galeríaViaje en moto por ColombiaTexto: Carles Humet/ fotos: JC. Rubio, Edu Cots y Carles Humet

Colombia es un país que ha permanecido encerrado en luchas internas durante 50 años. Conserva una naturaleza salvaje por descubrir, sin olvidar que hoy es uno de los países donde más motos se venden.

Después del Barcelona-Tokio en Montesa Impala, planteamos un viaje de 20 días por esas tierras pero sobre una moto colombiana. El objetivo era ver y dar a conocer la magia que encierra Colombia, además de testear la AKT, máquina producida en el mismo país.

La idea surgió al conocer AKT Motos y el nuevo modelo que lanzaban al mercado, el AK 250 TT Adventour, en el Salón de las 2 ruedas de Medellín.ver galeríaViaje en moto por ColombiaViaje por Colombia en AKT TT250 Adventour

Propusimos el proyecto a Enrique Vargas, director de la ensambladora en Medellín y enseguida llegamos a un acuerdo. Nos cedían tres motos durante los 20 días que duraría el viaje recalando por la red de concesionarios con el objetivo de hacer las revisiones pertinentes, dado que íbamos a llevar la moto al uso extremo, incluso por zonas para las que no esta diseñada.

La ruta

En total 5.300 kilómetros de todo tipo. Por asfalto, trochas, desiertos, senderos para animales, cruzando ríos con la moto y también embarcándolas en canoas, Por estrechos puentecitos de madera en bosques, selvas, montañas, páramos, pueblos o ciudades, en definitiva todo un mosaico del bello paisaje colombiano y sus gentes.ver galeríaViaje en moto por ColombiaViaje por Colombia en AKT TT250 Adventour

El itinerario fue el siguiente:

Medellín – Coveñas – Santa Marta – Cabo La Vela – Punta Gallinas – Valledupar – Ocaña – Bucaramanga – Málaga – Cocuy – Capitanejo – Bogotá – Villavieja – San Agustín – Mocoa – Laguna La Cocha – Popayán – Cali – Medellín.

En este impresionante viaje hubieron una serie de recorridos realmente duros y dignos de recordar que a continuación podréis leer.

La moto: AKT AK 250 TT Adventour

La AK 250 TT Adventour es una moto perfecta para viajar. Se comporta bien en todo tipo de terreno y es muy cómoda. Circulando por carretera entre 120 y 140 km/h de máxima, se puede ir erguido y el viento no molesta, además la postura es perfecta y el asiento es muy cómodo.

El motor tiene una buena potencia entre las 6.000 y 9.500 rpm, momento en que se inicia la zona roja, permitiéndote avanzar a camiones y autos incluso en las zonas con más pendiente. El cambio de seis velocidades esta muy bien escalonado permitiendo mantener el motor en la zona “buena”, aunque sería deseable mejorar la curva de potencia, algo en lo que ya están trabajando en su carburación.ver galeríaViaje en moto por ColombiaViaje por Colombia en AKT TT250 Adventour

El chasis es fenomenal. Se tiene perfectamente en todo tipo de curvas y terrenos y está bien arropado por unas suspensiones correctas. La frenada trasera es buena, pero seria mejorable la delantera.

Su estética, moderna e influenciada por las maxi trail de la casa alemana, está concebida como el de una moto de alta gama, logrando captar todas las miradas allí por donde hemos pasado.

En conjunto, la relación precio/calidad es inmejorable.

Desierto de la Guajira: de Cabo La Vela a Punta Gallinas

Punta Gallinas es el extremo más septentrional del continente sudamericano. Un impresionante escenario natural desértico, con mesetas, dunas y acantilados rocosos, que emergen del mar. Al llegar, una inmensa duna que alcanza 60 metros de altura se alza como una muralla justo en la orilla del mar.ver galeríaViaje en moto por ColombiaViaje por Colombia en AKT TT250 Adventour

Para alcanzar ese punto que bien podría ser una etapa del famoso Rally Dakar, hay que atravesar un desierto en el que habitan un centenar de integrantes de la etnia wayúu. Nosotros intentamos llegar desde Cabo La Vela con brújula y plano, pero nos perdimos en varias ocasiones, un momento difícil que tuvimos que superar. Por suerte, encontramos la pista buena y en ella el todo terreno de Emilio, un wayúu que lleva a turistas.

Le seguimos teniendo claro que no hubiésemos llegado sin su ayuda. Pistas muy poco definidas y en todas direcciones como resultado de ir buscando el mejor lugar de paso en función del estado del terreno, es lo que allí había, sorteando pequeñas lagunas, pasos entre colinas y montículos. 

Y en un llano espectacular casi sin horizonte, nos pilló una tormenta de arena que nos cegaba. Tuvimos que seguir las luces del Toyota que serpenteaba buscando el mejor paso. Complicado cuando perdimos por un momento las luces. Seguimos recto y afortunadamente Emilio aflojó la marcha y recuperamos el aliento.ver galeríaViaje en moto por ColombiaViaje por Colombia en AKT TT250 Adventour

La última hora de trayecto se complicó más, de ahí que a los turistas los dejen en una playa repleta de flamencos llevándolos a su destino en barca. Nosotros seguimos con la estrategia de seguir la estela del todo terreno rodeando la bahía por pistas de arena blanda donde se hunden la TT250 cargadas con el equipaje. Hubo que sacarlas empujando, cayéndonos en varias ocasiones en esas trampas, pero por suerte sin consecuencias.

Y por fin Punta Gallinas. Una maravilla. Precioso mar donde se hunde el desierto, con colores rojos y ocres, soledad, silencio, paz en una bahía privilegiada donde unas cabañas regentadas por Wayúu, solo supieron más que brindarnos su amabilidad.

El Catatumbo Barí

Es una zona montañosa prácticamente deshabitada, con un clima que va de cálido a templado. De paisaje muy quebrado y abrupto, con un ecosistema de selva y bosque tropical, se encuentra en el departamento de Sur de Santander.ver galeríaViaje en moto por ColombiaViaje por Colombia en AKT TT250 Adventour

Nosotros tomamos una trocha más al norte del Parque Natural Nacional, que saliendo de Ábrego va hacia El Laguito- La Estancia- Gaira- Casitas- Cachira para finalizar en La Esperanza; allí se toma la carretera que va hacia Bucaramanga.

La AK 250 TT no está diseñada para soportar la dificultad de los tramos que pasamos, pero aguantó como una campeona y los pilotos acabamos “pidiendo la hora”.

Los caminos eran muy estrechos, empinados y repletos de enormes roderas excavados por el agua que baja en forma de torrentes. La bajada por ellos fue casi peor que la subida, por los continuos golpes contra esos los agujeros. Duro para el esqueleto de pilotos y moto.ver galeríaViaje en moto por ColombiaViaje por Colombia en AKT TT250 Adventour

Y llegamos a un lugar ¡qué no había camino! Por suerte apareció Aliro, campesino que nos ayudó a subir las motos por el campo hasta un sendero de animales. Siguiéndolo durante unos interminables 5 km, nos llevó a un caserío donde nos indicaron por donde continuar: otra trocha dura con vadeo de varios ríos. Hubo una zona que no teníamos claro poder superar por ser una auténtica zona de trial, pero si te lo propones… Con motor parado, derrapando, con los pies por el suelo y bien sujeto al manillar, lo superamos. Si no quemamos el embrague de las AK 250 TT, es que realmente es muy duro.

El Trampolín de la Muerte

La carretera de la muerte colombiana, hay otra en Bolivia, aquí llaman el Trampolín de la Muerte y une las localidades de Mocoa con Pasto al sur del país. 

Nos contaron los lugareños que hace pocos años cada semana había varios vehículos que caían al precipicio. Hoy está un poco más arreglada con guarda raíles en casi todo el recorrido, pero aún así cuando en ocasiones la tierra, siguen habiendo muertes.

En moto es una trocha muy dura. Vas siempre sobre piedras, con un continuo traqueteo que castiga motos y pilotos durante las tres o cuatro horas que dura el recorrido. Este serpentea enfilándose sobre montañas que son casi verticales, en ocasiones con tramos muy angostos, de manera que sólo pasa un vehículo de cuatro ruedas y muy cerca del precipicio. Es usual que te caigan piedras de los vehículos que circulan más arriba. ¿Y la bajada? Es más dura para los brazos, pero hay mirar de relajarse un poco pero manteniendo la concentración, cosa nada fácil.ver galeríaViaje en moto por ColombiaViaje por Colombia en AKT TT250 Adventour

El espectáculo de montañas verdes de bosques húmedos, es bellísimo en todo su recorrido. Nos tocó rodar en ella lloviendo y con niebla, muy habitual en esta zona, pero de tanto en tanto la espesa bruma nos dejó ver el impresionante paisaje. Pero aún bajo esas condiciones disfrutamos mucho rodando con las TT250, derrapando en las piedras mojadas y con mucho respeto cuando nos acercábamos demasiado a los precipicios. Continuamente se han de cruzar ríos que atraviesan la carretera y que esconden trampas que fácilmente pueden descabalgarte.

Y por fin se llega al valle de Sibundoy, una preciosidad de clima fresco y agradable. Allí nos tomamos un sancocho de gallina, para recuperar las fuerzas…

Fantástica Colombiaver galeríaViaje en moto por ColombiaViaje por Colombia en AKT TT250 Adventour

Uno de los mejores países del planeta en cuanto a paisaje se refiere. ¡Espectacular! ¡Fascinante! Naturaleza Salvaje, título de una película que le hace honores a este magnífico espectáculo paisajístico. 

Sería difícil calificar los mejores lugares, pero, a parte de las zonas turísticas caribeñas, destacaremos las majestuosas montañas del Cocuy y el Macizo Colombiano. Verdes, abruptos, con caudalosos y bravos ríos, desconocido y virgen en algunas de sus zonas donde todavía habitan algunas etnias indígenas.

Ciudades caóticas, de tráfico insufrible, con barrios conflictivos y otros lujosos, pero se sabe vivir: la música suena a todas horas. Sus pueblos sencillos, tranquilos, unos de bonita arquitectura colonial y otros más humildes, pero todos con encanto. Además no se puede olvidar las miles de pequeñas aldeas campesinas desperdigadas por todo el territorio.ver galeríaViaje en moto por ColombiaViaje por Colombia en AKT TT250 Adventour

Y la gente, maravillosa. Un cálido recibimiento, hospitalidad y cariño por allí donde pasamos, sobre todo en los pueblos, tanto de mar como de montaña. 

Todavía quedan algunos lugares peligrosos, pero nosotros no nos hemos topado con ninguno. Hay veces que en una ciudad te indican que no vayas a tal zona, pero una vez allí todo cambia.

Inolvidable viaje. Gracias a los colombianos y en especial a todo el equipo de AKT Motos, excelentes profesionales. Y a mis dos compañeros de fatigas, Carles Humet y Juan Carlos Rubio, con los que pasamos grandes momentos en este viaja, buenos y malos…

¡Bravo Colombia! Volveremos...

3 votos