Honda CBR 600 RR 2016

Honda CBR 600 RR: Adiós al mito

Eduard Fernández Masó

6 votos

El adiós tras 30 años ver galeríaHonda CBR 600 RR 2016Fotos estáticas: Sebas Romero / Fotos de acción: Francecs Montero

Con la decisión por parte de Honda Europa de dejar de importar su deportiva más popular, la CBR600RR dejará de venderse a partir del 2017. Eso no quiere decir que deje de fabricarse ni de venderse fuera de Europa, allí sí que seguirá en catálogo como hasta ahora. Además posiblemente si pueda comprarse para su uso en circuito, pero lo que es seguro es que no se podrá matricular.

Para la mayoría de aficionados a las motos deportivas no es una decisión que les haya cogido por sorpresa, ya hacía mucho tiempo que se especulaba con la posibilidad de que se vendieran motos exclusivamente para circuito. Por lo que la “pérdida” de la CBR 600 para uso en carretera no es un tema para rasgarse las vestiduras.

Lejos han quedado esas cifras de ventas estratosféricas en las que se vendían miles de CBR 600 cada año. ¿Qué aficionado a las deportivas no ha tenido una CBR? Por lo menos en mi época era la perfecta moto de entrada al segmento de las deportivas. La verdad es que la CBR siempre se ha caracterizado por ser la más polivalente de las deportivas de 600 y eso ha contribuido enormemente a su buena reputación. En Motos.net decidimos darle un pequeño reconocimiento a un modelo que ha sido realmente importante en los últimos 30 años que se ha mantenido en catálogo. Buscamos y conseguimos una unidad de pruebas para poder probar el último modelo matriculable y así de este modo homenajear el ya mítico modelo de Honda.  

Repaso fugaz a su historiaver galeríaHonda CBR 600 RR 2016

Justamente el año que viene se cumplen 30 años que el nombre CBR 600 irrumpió en el mercado de las deportivas. El primer modelo se comercializó de 1987 al 1990 caracterizándose por ser una moto rápida, fiable y muy fácil de utilizar. Le siguió el modelo 1991-1994 que fue renovado por completo con un motor más potente y con un chasis más deportivo pero sin perder polivalencia y ganando muchos enteros en estética.

Este modelo fue un éxito rotundo de ventas en nuestro país ya que a un producto ya de por sí realmente bueno se le sumaron grandes éxitos deportivos de nuestros pilotos en el Mundial de Velocidad, la mayoría de ellos pilotando sendas Honda. El modelo 1995-1998 no presentaba diferencias demasiado notables respecto a mecánica. Una parte ciclo mejorada con frenos más potentes y suspensiones de mayor calidad juntamente con una estética modernizada siguió calando hondo en nuestro mercado.Lejos han quedado esas cifras de ventas estratosféricas en las que se vendían miles de CBR

En 1999 llegó un gran cambio generacional. Se estrenó un bello chasis de aluminio además de mejoras en la parte ciclo y estéticas. Del 2001-2006 se estrena nueva estética y llega la inyección electrónica además de aparecer la versión Sport algo más deportiva. Paralelamente a estos modelos en el 2003 ve la luz la CBR 600 RR, una versión totalmente deportiva a imagen y semejanza de las recientemente estrenadas MotoGP de 4t. Los modelos F y RR convivieron hasta el 2013.

La llegada de la RRver galeríaHonda CBR 600 RR 2016

El modelo RR nació para radicalizar al modelo F que ya se estaba usando en competiciones deportivas con buenos resultados, pero el partir de una hoja en blanco y con el objetivo de ser “la deportiva” dio alas al proyecto. Era el año 2003 y una flamante CBR 600 RR veía la luz a imagen y semejanza de las recién llegadas MotoGP de Honda, las RC211V, una nueva era de 4 tiempos había empezado. Consiguió nada menos que 7 campeonatos mundiales de Supersport consecutivos y obviamente se ganó una muy buena fama entre los asiduos al circuito.  

Comercialmente la RR fue muy bien recibida, la época de las vacas gordas se sumaron a los buenos resultados deportivos y también a una moto más utilizable de lo que podía parecer. En 2005 se realizó un reestiling estético, se modificó todo la parte ciclo y bastidor, una nueva horquilla invertida y pinzas de anclaje radial son algunos de los símbolos para poderlas distinguir. En 2007 llega un cambio muy profundo, se renueva totalmente el motor, también la estética y se suaviza aún más su comportamiento.Consiguió nada menos que 7 campeonatos mundiales de Supersport consecutivos

En 2008 se presenta un sistema C-ABS Electrónico que permitía un uso intensivo en circuito pero con toda la seguridad en carretera. No es hasta el 2013 que la CBR se renueva otra vez, siendo el modelo actual y el que probamos en esta ocasión. La verdad es que poder probar éste último modelo ha sido una oportunidad, ya que no se realizó presentación para nuestro país y tampoco estaba disponible la unidad de pruebas de este modelo.

La probamos en Motorlandver galeríaHonda CBR 600 RR 2016

Poder probar esta moto como se merece era muy importante y el escenario perfecto no fue otro que el circuito mundialista de Motorland Aragón. Éste circuito que se caracteriza por ser muy ancho y rápido permitió sacarle todo el jugo a la Supersport de Honda. El mismo día de la prueba pude probar distintas máquinas, SBK y SSP pero la Honda fue como subirse a mi vieja CBR 600 F del 98, con la que empecé en serio, recién sacado el carné.No hay control de tracción, ni mapas de potencia ni suspensiones electrónicas

Al subirme ya noté que los semi manillares están más elevados que en cualquier otra deportiva por lo que la posición de los brazos es bastante relajada. El asiento tampoco es muy alto y el tamaño general es más bien contenido. El sonido del motor es muy sutil, gira muy muy fino. Este propulsor es el empleado en la categoría de Moto2 por todas las máquinas.

A pesar de ser una imposición por reglamento, es un motor que admite ser preparado y potenciado como sucede en Moto2, ya que de serie rinde poco más de 105 CV reales a pesar de declarar sobre 120CV. Es toda una pena que un motor que se ha estado usando tantísimo en esta categoría termine ahí su vida y no se pueda aprovechar toda la experiencia adquirida en la competición.ver galeríaHonda CBR 600 RR 2016

Cuando te subes y ya en marcha te das cuenta que este motor tiene unos bajos bastante aceptables, un dato irrelevante en un uso en circuito ya que la aguja no tendría que bajar nunca del medio régimen y cuanto más cerca del corte de encendido mejor, si lo que se quiere es sacar el máximo rendimiento ya que el par máximo está en 11.250 rpm. Pero es de agradecer que una moto deportiva de estas características tengo potencia en toda la curva de potencia. Realmente el carácter de esta CBR es más parecido a una moto de calle que a una deportiva.   

La moto es más bien corta entre ejes lo que se traduce en una dirección muy rápida pero también hay que destacar la gran estabilidad de la CBR. Las suspensiones se sienten bastante blandas para ser una moto deportiva, pero en ningún momento se nota una moto que vaya por fuera de su sitio. La horquilla ya es de última generación, una Showa BPF (Big Piston Fork) de 41 mm que transmite muy correctamente las sensaciones del tren delantero. Se puede entrar muy fuerte en las curvas, incluso frenando, con plenas garantias y sin arriesgar.ver galeríaHonda CBR 600 RR 2016

En la parte de atrás nos encontramos con un robusto basculante de terminación en aluminio cepillado y unas soldaduras realmente preciosas. Evidentemente el amortiguador tiene la ayuda de bieletas. Se nota mucho el sistema Pro-Link ya que se puede abrir gas a fondo con toda la seguridad sin sufrir por un latigazo. Claro está que los neumáticos Pirelli Rosso III estaban en perfecto estado. La frenada también me pareció buena, quizás la bomba de freno tenía cierta tendencia a fatigarse y perder recorrido de maneta, pero solo en uso extremo como la frenada de final de la recta de atrás.

La CBR es una moto de una generación anterior, no hay control de tracción, ni mapas de potencia ni suspensiones electrónicas. Por no tener no tiene ni ordenador de abordo ni marcha engranada, lo que sí tiene es indicador de nivel de gasolina, sin duda una rareza en una moto deportiva. A pesar de no montar ninguna ayuda electrónica la moto es todo menos estresante de pilotar. La verdad que la CBR es una de esas motos que te lo ponen fácil. Todo va tan bién que si hay algo que se le pueda reprochar és precisament la falta de garra e incluso de carisma. Precisamente el aburrimiento es una de las principales razones por las cuales los propietarios de CBR que he conocido han cambiado de montura. 

Hasta la vista babyver galeríaHonda CBR 600 RR 2016

Realmente la CBR 600 siempre se ha considerado la deportiva 600 más fácil y dócil, de ahí su fama. Los que querían una deportiva pero para uso en carretera lo tenían claro, la mejor opción la Honda. Paradójicamente la inminente normativa Euro4 va a dejar fuera de nuestras calles esta moto, además viendo como la más radical de el segmento la Yamaha R6 se ha renovado hace escasamente unas semanas, mostrándose al mundo como el arma definitiva de la categoría Supersport.

Otra de las noticias que se confirmaba recientemente es que el mundial de SSP desaparecerá como categoría pequeña del SBK y será sustituida por la categoría 300cc. Con esta noticia no cuesta mucho imaginar que a partir ahora serán estos los modelos que evolucionarán en detrimento de las 600cc.

Pero el mundo es muy grande y no todo gira alrededor de la Euro4 por lo que de momento nos tendremos que conformar con las miles de CBR 600 que hay en el mercado de ocasión y quién sabe si esto solamente es un “hasta la vista”. Honda podría sorprendernos perfectamente con un nuevo modelo deportivo con Euro4 totalmente nuevo, nadie duda de la capacidad de la marca del ala dorada. Por el momento nos tendremos que conformar con la CBR1000RR Fireblade SP o SP2 que han visto la luz en el pasado salón de Intermot en Colonia.

6 votos

Los que han leído esta noticia, también han leído...