BMW K 1600 GT 2017

BMW K 1600 GT: Asistencia en todos los sentidos

Javi Millán

6 votos

El buque insignia más asistidover galeríaBMW K 1600 GT 2017

La BMW K 1600 GT es desde el año 2010 la representante de mayor cilindrada dentro de la gama bávara y se mantiene desde entonces en la cúspide las motocicletas Touring más potentes y exclusivas del mercado. Como no podía ser de otra manera y también aprovechando la nueva normativa Euro 4, en BMW han decidido “evolucionar” o, mejor dicho, dotarla de nuevos elementos tanto funcionales como estéticos para mantenerla fresca. Si bien en el año de su puesta en comercialización se llegaron a vender cerca de 10.000 unidades en todo el mundo, en el pasado 2016 la cifra casi se redujo a la mitad, por lo que 2017 debe ser el año de su relanzamiento. 

En BMW escuchan a sus clientes o, por lo menos, intentan retroalimentarse de manera constructiva a la hora de evolucionar sus modelos. Siendo la K 1600 una de las más caras de su catálogo y sabiendo que el público objetivo es el más exigente, en esta nueva edición no han tenido más remedio que hacer caso de aquellos que demandaban algunas opciones muy importantes en una máquina que supera de largo los 300 kg de peso, como por ejemplo el asistente de marcha atrás. Algo que en la marca alemana no es una novedad absoluta ya que la K 1200 LT de 1999 ya lo incorporaba. Por una razón u otra no se volvió a utilizar en otro modelo y ahora en 2017 vuelve a reaparecer en las K. 

Una K 1600 GT que, de momento, estará sola en la gama –hasta la llegada de las GTL y Bagger- por lo menos el primer tercio del año. No obstante, aquellos que se “conformen” con esta versión, se pondrá a la venta durante el febrero/marzo a un precio de 25.470€, destacando opciones como el Pack Seguridad que cuesta 1.149€ -incluye luces autoadaptables en curva, luz diurna, asistente de arranque en pendiente y control de presión de neumáticos; y el Pack Confort por 1.700€ con arranque confort, asistente de cambio pro, cierre centralizado, luz antiniebla y alarma.ver galeríaBMW K 1600 GT 2017

Herencia de la automoción

Aun siendo una novedad en el mundo de las dos ruedas, la llamada de emergencia inteligente que incorpora -como opción- ya lleva en el mundo de la automoción muchos años atrás. Un sistema evolucionado desde principios de siglo y en el que ahora se llega a un punto donde la ayuda en caso de accidente está asegurada en el menor tiempo posible. 

Pero no solo en caso de accidente, el botón SOS puede utilizarse en situaciones de emergencia mediante una activación automática o manual. En ese momento se envían los datos de posición y las coordenadas de la motocicleta activándose el procedimiento de rescate mediante el Centro de atención BMW. Como bien nos explicaron durante la presentación, el sistema se activa de varias maneras. En el supuesto de un accidente, el sistema se activa automáticamente...En el supuesto de un accidente, el sistema se activa automáticamente y el centro de atención realiza una llamada de comprobación a la motocicleta. Si no recibe respuesta inmediata, se envían los vehículos de emergencia como ambulancia y policía. Previamente habrá registrado los datos de coordenadas y dirección en la que se circulaba para aquellos casos donde la ubicación no permita una inspección clara, como el caso de autopistas donde la mediana puede dificultar dar la vuelta. 

Otro supuesto es el caso donde el conductor responda a la llamada y pueda dar datos más concretos. Por ejemplo, si no ha sufrido daños y lo único que necesita es una grúa. También puede activarse de manera manual en el caso de que haya habido un accidente a nuestro lado o en casos de necesitar algún tipo de ayuda de emergencia. Este sistema va incorporado en las K 1600 GT de manera opcional e incluye una tarjeta SIM conectada al GPS de la motocicleta. No obstante, en el supuesto de una caída de la moto en parado o accidentes a baja velocidad, una vibración fuerte en la carretera o alguna situación similar el sistema no se activa por sí solo. ver galeríaBMW K 1600 GT 2017

Está operativo en países como Alemania y en España llegará a activarse cuando comience la comercialización de las primeras unidades 2017. A lo largo del año se irá incorporando al resto de países de Europa. Lo más importante es que al configurarlo se puede elegir el idioma en el que queremos ser atendidos y si por ejemplo se elige el español y viajamos por otros países del centro de Europa, siempre nos atenderán en el idioma elegido.

Dos años desarrollándolo para la Euro 4

Aunque parezca fácil, las marcas en general lo han tenido complicado con la nueva normativa Euro 4 y llegar los niveles de emisiones y ruido demandadas por dicha normativa ha llevado su tiempo. En el caso de BMW con esta K 1600 han estado trabajando desde hace dos años para, manteniendo la potencia del motor en 160 CV, cumplirla. Un motor que en esta ocasión ha sido adelantado ligeramente para centrar aún más las masas. Teniendo en cuenta que solamente este bloque ya supone en más del 30 % del peso del conjunto, cualquier mínimo cambio puede suponer una mejora sustancial.

Y hablando del cambio y más cambios. Respecto al primero, se introduce la opción del asistente que permite subir y bajar marchas sin necesidad de tocar el embrague. Un sistema heredado de la superdeportiva S 1000 RR y que, como pude comprobar, se adapta perfectamente a los seis cilindros en línea y su gran par. Un par que a 1.750 rpm se sitúa al 80 % de la cifra máxima, algo que repercute en una suavidad de funcionamiento impecable, incluso en sexta marcha.ver galeríaBMW K 1600 GT 2017

En cuanto al resto de “cambios” los podemos encontrar en el nuevo frontal más estilizado y con deflectores marcados, enfocados a una mejor aerodinámica. También en este sentido llaman la atención las dos alas plegables “derivaviento” en ambos lados y regulables en varias posiciones. Según los responsables su utilidad está en canalizar el aire frio o caliente dependiendo de la estación en que estemos. Otra de las novedades la encontramos en el velocímetro y el tacómetro que disponen de unas escalas y fondos donde el logo del modelo cobra protagonismo, al igual que los tres colores disponibles de carrocería: rojo marte metálico, blackstorm metálico y azul lupino metálico, éste último solo disponible como acabado Ride.

Casi 30.000, sí, euros

Ponerte a los mandos de una máquina de más de 320 kg y el volumen de un toro es cuando menos intimidante. Más si tu corpulencia no es la de Arnold Schwarzenegger. Recuerdo que la última vez que me había subido a una K 1600 GT fue en 2011 durante la celebración de la BMW Riders en Formigal. Por aquel entonces la marca nos dejó una unidad para realizar alguna que otra ruta por la comarca y lo cierto es que ya me sorprendió lo que podía dar de sí una motocicleta tan… descomunal. Y han pasado siete años desde aquel entonces. Años en los cuales se ha mantenido casi intacta en su concepción. Por tanto, era un buen momento para renovar algo su estética y añadir una serie de “gadgets” para actualizarla. La K 1600 GT es y parece un mundo aparte

Ahí estaba mi unidad esperándome, en Mojácar -Almería-  donde la marca nos llevó también para tomar contacto el día anterior con la nueva R 1200 GS y de la que podréis leer mis primeras impresiones aquí. Después de subirme en aquella, la K 1600 GT es y parece un mundo aparte. Algo más baja, más pesada, también más potente y con un carenado que te da una gran sensación de protección. Me ha tocado una en color negro, con todos los extras habidos y por haber… Debe rondar los treinta mil euros, pensé en ese momento. Y justo, una vez llegué a la redacción mis augurios fueron contrastados. En el momento que se añaden un par de Packs y alguna que otra opción como el asistente de marcha atrás, la GT ya se pone en esas cifras. Vamos, lo normal en estos casos. ver galeríaBMW K 1600 GT 2017

No obstante, elementos como el asistente de cambio o el de marcha atrás se agradecen en una moto de este calibre. Son cosas que ya debería haber llevado hace años y que por fin llegan como opcionales. En el caso del primero, su funcionamiento es similar al de cualquier modelo deportivo de BMW. Un pelín tosco a baja velocidad y muy efectivo cuando se aviva el ritmo. Aun así, la gran suavidad de los seis cilindros juega a su favor en cualquier caso y los cambios de marcha no son tan necesarios en la mayor parte situaciones en las que vayamos a ritmo tranquilo incluso por ciudad. 

Marcha atrás y marcha adelante…

Por otro lado, tenía curosidad por saber cómo funcionaba el asistente de marcha atrás y realmente es más sencillo de lo que parece. En primer lugar y con el cambio en N o punto muerto se presiona el botón R o reversa. Con el cambio en N o punto muerto se presiona el botón R o reversaEn ese momento el sistema está listo para actuar. El siguiente paso es pulsar el botón de Start o puesta en marcha, el motor sube de revoluciones – hasta las 1.750 rpm- y la moto empieza a moverse, llegando a alcanzar 1,2 km/h de velocidad máxima. Esto facilita enormemente la maniobrabilidad en parado y sobre todo en espacios reducios o pendientes descendientes de hasta 7%. Lo probé como cinco o seis veces y resulta cuirosa la mezcla de sonido del motor de combustión con el propio eléctrico del sistema, algo bueno para que las personas que estén a nuestro alrededor y en un caso puntual puedan oírnos al maniobrar. ver galeríaBMW K 1600 GT 2017

Ya hacia adelante, qué decir de la K 1600 GT que ya no hayamos dicho de la anterior generación. A medida que se va aumentando el ritmo parece mucho menos pesada de lo que es y presenta un aplomo increíble. Además, la fluidez con la que se pueden tomar incluso curvas de carretera de montaña sigue siendo sorprende para una motocicleta de esta envergadura donde todo está enfocado al confort y disfute de la conducción y que parte de unas suspensiones electrónicas evolucionadas y de serie.

La pena es que la luz adaptativa para curvas, la luz para conducción de día, el control de la presión en llantas RDC, el control de arraque en cuesta, el asistente de cambios, el cierre centralizado de maletas y guanteras, el sistema antirrobo DWA, el arranque sin llave Keyless Ride, los faros LED adicionales y otros muchos más, sean elementos opcionales… Otra de las herencias el mundo de las cuatro ruedas trasladado al mundo premium de las dos. ver galeríaBMW K 1600 GT 2017

Sí, también es cierto que contar con tantas opciones permite adaptarla a los gustos y perfiles de los clientes de todo el mundo y eso hace de ella una de las motocicletas del segmento turismo más espectaculares y exclusivas del mundo. A la espera de la llegada de las GTL y Bagger ya comentadas con anterioridad, esta GT vuelve a la carga y con más asistencia que nunca. 

6 votos

Los que han leído esta noticia, también han leído...