BMW C 650 Sport: la segunda generación

BMW C 650 Sport: A la segunda, va la vencida

Eduard Fernández Masó

11 votos

Maxi scooter de alto copetever galeríaBMW C 650 Sport: la segunda generaciónFotos: María Pujol

El maxi scooter deportivo de BMW se ha renovado para este 2016 y de este modo pulir algunos puntos flacos de juventud. Desde que aparecieran en 2012 las C 600 Sport  y la C 650 GT muchos usuarios ya han podido disfrutar de los maxi scooters alemanes. Pero como en todo modelo hay cosas a mejorar y en BMW fueron conscientes de ello y se pusieron manos a al obra para pulir todos y cada uno de los puntos flacos de estos dos modelos. Un servidor que asistió al lanzamiento mundial de estos scooters y que a posterior pude hacer la prueba de ambos modelos y habiendo probado el modelo que hoy nos ocupa, puedo afirmar que el salto a mejor ha sido muy importante.

No es que el modelo haya cambiado un muchos puntos, pero si lo ha hecho en los que pedían a gritos que se mejoraran.  Una mejora importante en la gestión de la transmisión y embrague además de la adopción de la nueva Euro4 representan un refinamiento general muy importante del modelo. Tanto el modelo Sport como GT, eran baste ruidosos mecánicamente, estridentes y poco refinados. Eso suponía un problema importante al compararlos con modelos de la competencia ya que la diferencia de suavidad de marcha era muy elevada. Recuerdo especialmente un viaje de unos 300 km con el GT y escondido detrás de la gran cúpula sin que me tocara el aire, el sonido y reverberación del motor eran bastante desagradables, pero esto son cosas del pasado.

Muchas mejorasver galeríaBMW C 650 Sport: la segunda generación

Sabiendo de que pie cojeaban, al recoger la nueva C 650 Sport me fijé rápidamente que se habían mejorado muchos puntos. La llegada de la Euro4 ha obligado a reducir drásticamente el sonido que emana el escape. Esto se ha conseguido también por un rediseño del silenciador, mucho más largo y que termina más atrás. Ahora el sonido que emana es de menos decibelios además de ser más ronco. Ahora si tiene personalidad y se escucha sonido y no ruido… La petaca del catalizador ha reducido su tamaño ya que parte del catalizador se ha integrado en el silencioso. A buen seguro la electrónica también ha jugado un papel importante en la nueva homologación Euro4.   El sonido del motor y escape ha mejorado muchísimo respecto las unidades anteriores

El primer modelo tenía las revoluciones del motor limitadas para no quemar el embrague en las arrancadas desde parado. Igualmente el tacto de la transmisión al salir desde parado era un tanto imprecisa. Recuerdo que en la presentación del modelo, algún C 650 GT empezó a flaquear de ese punto e incluso a patinar en exceso. Todo esto ya ha quedado atrás y un mejorado embrague hace que las sensaciones al arrancar sean francamente buenas. La verdad es que incluso al cortar gas y dejar correr la moto en ningún momento se nota tirón alguno sino todo lo contrario.

El tacto del embrague al cortar gas es prácticamente nulo y se nota mucho el “efecto vela” ya que no hay retención. Eso que en otra moto podría ser un problema al entrar muy rápido en la curva  en la C 650 Sport es una ventaja gracias a su gran estabilidad. Sin duda uno de los puntos fuertes de este scooter es su neutral parte ciclo. La gran distancia entre ejes y un centro de gravedad bajo permiten un paso por curva muy estable a la vez que estable.

 

Tan envolvente como robustaver galeríaBMW C 650 Sport: la segunda generación

¿Cómo puede ser que una moto que en parado se siente pesada, en marcha se sienta tal ágil? Pues seguramente la razón es que lo ingenieros de BMW hicieron muy bien los deberes al diseñar la moto. Como ya he comentado antes los pesos están muy centrados en la parte baja además de la rigidez del conjunto y unas suspensiones que han sido mejoradas para este modelo. La calidad de rodadura con la C 650 Sport es muy buena.

Las llantas de 15 pulgadas calzadas con neumáticos Metzeler dan mucha seguridad en las tumbadas y les cuesta poco calentarse y estar en plena forma. La posición encima de la moto también permite acomodarse bien seas del tamaño que seas. Las piernas se pueden estirar bien para ir más cómodos o si se prefiere puedes pilotar con las piernas más recogidas. El asiento también es de correcto mullido y el apoyo lumbar permite sujetarse bien.

La forma del asiento también me pareció muy correcta, tema importante en un vehículo de destacables prestaciones en el que se va encima sentado pero que prácticamente no lo tienes entre las piernas como una moto donde puedes hacer fuerza con las rodillas contra el depósito. Los brazos caen en una buena postura del manillar resultando a la postre una muy buena ergonomía final.ver galeríaBMW C 650 Sport: la segunda generación

La protección aerodinámica es muy correcta también gracias a la cúpula regulable en tres posiciones. Para un servidor que está en 1,79 metros la pantalla en la posición más alta me cubría de sobras para unos correctos cruceros por autopista sin ruidos ni turbulencias, algo que no puedo decir de otros maxi scooter líder de ventas. El frontal sin ser exagerado en su tamaño también cubre realmente bien las piernas siendo las manos las que quedan más expuestas a las inclemencias en caso de lluvia o frío.El comportamiento de la parte ciclo es realmente bueno, las suspensiones cumplen de sobra

Me ha gustado sobre todo de esta moto los acabados plásticos. Un notable salto cualitativo en toda la calidad de la plástica cubrirán -ahora sí- las expectativas de los más exigentes. Las dos amplias guanteras de detrás del escudo nos servirán de un espacio generoso y al alcance de la mano de los objetos que podamos necesitar en el día a día.

Alta gamaver galeríaBMW C 650 Sport: la segunda generaciónFotos: María Pujol

La unidad probada montaba el paquete “Alta Gama” que incluye asiento del pasajero calefactable, puños calefactables, control de presión de los neumáticos, intermitentes blancos y luz diurna. Todos estos extras por poco más de 1.000€ por lo que vale mucho la pena montarlo sobretodo si se usará la moto todos los días del año. También hay la opción del paquete “Alta Gama Asiento bajo” que es igual pero perdiendo la calefacción de asiento a la vez que se pierde la altura. Por tanto el paquete es más económico también y sale por 880€.  A parte de estos extras este scooter viene bastante equipado de serie.

La toma de 12v dentro de la guantera es ideal para cargar el teléfono móvil o conectar un navegador. La instrumentación también ha cambiado respecto el modelo anterior y sigue igual de completa con todo tipo de información. Temperatura exterior que te avisa si la temperatura baja en exceso, todo tipo de consumos, indicador de nivel de gasolina. Aviso de revisiones e incluso de cambio de correa. La verdad es que todo es scooter está un gran nivel, se nota que desde BMW han puesto empeño en mejorar y querían un producto Premium.La calidad de los acabados ha dado un paso importante, ahora sí es "premium"

Otro punto que me gustó es la visión que permiten los retrovisores. Sin ser antiestéticos, se ve muy bien y eso es un elemento de seguridad a tener en cuenta. Otro punto muy interesante de esta BMW es la posibilidad de guardar dos cascos integrales debajo de su asiento. Gracias a un ingenioso sistema retráctil llamado Flex Case el espacio se multiplica para contar con un generoso espacio.

Mantenimientos y costesver galeríaBMW C 650 Sport: la segunda generación

En esta prueba he creído importante destacar por cuanto sale tener este scooter en cuanto a mantenimientos. Sin duda un dato que se tiene que tener en cuenta y que muy a menudo los consumidores desconocen y luego puede ser motivo de sorpresa desagradable. Las revisiones de este scooter cuestan:

-La primera revisión a los 1000 km cuesta 170 €

-La segunda revisión a los 10.000 km cuesta 180 €

-La tercera revisión a los 20.000 km cuesta 600 €

-La cuarta revisión a los 30.000 km cuesta unos 180 €ver galeríaBMW C 650 Sport: la segunda generación

Los consumos son otro de los factores a tener en cuenta en un vehículo de estas características ya que hay algunos maxi scooter bastante gastones. No es el caso del C 650 Sport que se conforma con 5,5 litros a los 100 km en un uso mixto de carretera, vías rápidas y ciudad. Este consumo ya me pareció muy correcto en su día cuando pude realizar la prueba del primer modelo ya que un servidor estaba acostumbrado a un T-Max del 2008 el cual se bebía los 7 litros a los 100 km fácilmente. Si tenemos en cuenta que ahora BMW la tiene en promoción y la puedes financiar sin entrada y por 35 € al mes y una última cuota de 5.691€.

11 votos